El amamantamiento y la vuelta al trabajo

La vuelta al trabajo supone una dificultad, pero no un impedimento para continuar con la alimentación al pecho. Existen diferentes posibilidades para que las madres que tienen que incorporarse al trabajo puedan continuar con la lactancia.

Algunas opciones son:

  • Llevar al bebe al lugar de trabajo durante toda la jornada laboral (esto es posible en algunos trabajos), o solo para amamantarlo, si se puede contar con una persona que se ocupe de traer y llevar al bebe.
  • Si no hay mucha distancia entre el lugar de trabajo y el lugar donde está el bebe, salir a darle el pecho durante la hora de lactancia o en los descansos.
  • Extraer la leche en casa o en el lugar de trabajo con un sacaleches (los eléctricos son mas rápidos) para que el cuidador se la ofrezca al bebe.
  • Unas semanas antes de incorporarse al trabajo, conviene familiarizarse con la persona que se va a encargar de cuidar al bebe con el manejo de la leche materna, y la forma de administrarla.
  • Mantener tomas de pecho frecuentes, a demanda, cuando la madre este en casa con el bebe, y, ofrecer otros alimentos apropiados para su edad cuando la madre este fuera.
  • Si la madre le ofrece el pecho al bebe inmediatamente antes de salir o al volver, es posible que solo necesite una o dos tomas de leche u otros alimentos durante su ausencia.

Para evitar que el estrés laboral afecte a la producción de leche, la madre debe descansar cuando pueda y delegar en su pareja o familiares otros aspectos relativos al cuidado del niño y del hogar.

10246824 297881210362460 1233184863381198167 n